Search
miércoles 16 enero 2019
  • :
  • :

Pluma Negra

Ignacio Alvarez 

 

Winckler se va

Jorge Winckler Ortiz el respondón Fiscal de Veracruz, no ha terminando de entender que se tiene que ir, ayer fue el carnicero y hoy es la res, que llegó por una negociación política y no por mé-ritos propios, mucho menos por capacidad como abogado o impartidor de justicia, y mientras busca mantenerse en el cargo enfrascado en dimes y diretes, se le olvidan sus obligaciones y deja pasar por algo la constitución de una empresa en Estados Unidos por parte de la esposa y hijo del exgobernador Miguel Angel Yunes.
Ayer salió a la luz, que tan pronto como los Yunes perdieron la elección, el 27 de julio pasado, integraron “Overlook Place LLC”, con dirección fiscal en el complejo habitacional de playa donde Yunes y su esposa han sido dueños de un condominio por varios años. También nombró a “Omar Márquez”, quien Chedrauileaks.org cree puede ser su hijo, Omar Yunes Márquez, como su segundo gerente. Winckler que juró hacer respetar la Constitución, guarda un silencio evidente y protector, al igual que con temas como todas las cloacas que se empiezan a destapar de la administración anterior con el paso de los días, pero tampoco existe algún diputado de la Comisión de Justicia en el Congreso Local que exija la apertura de carpetas en contra de los yunistas, a pesar de las denuncias públicas del propio Gobernador García.

Nueva Alianza fuera del presupuesto
En el río revuelto que dejó la elección del pasado 1 de julio, en el estado de Veracruz organizaciones políticas treparse al presupuesto público desde el registro ante el Organismo Público Local Electoral como nuevos partidos políticos locales, sin presencia real y que sin duda, serían una nueva carga al presupuesto estatal, por lo pronto este miércoles será desechada la solicitud de Nueva Alianza ya que entre los requisitos básicos está la obtención del 3 por ciento del total de votos en las elecciones locales y la postulación de candidatos en la mayoría de las demarcaciones en disputa, situación que pocos cumplen.
Nueva Alianza que participó como un partido nacional en la pasada elección, postuló a July Sheridan a la gubernatura y obtuvo 34 mil 634 votos, lo que significó un 0.97 por ciento del total de votos; en las diputaciones locales logró 77 mil 300 votos, un 2.13 por ciento, muy lejos del 3 requerido. Sin embargo, el pasado 18 de noviembre volvió a la carga para solicitar ante el OPLE su registro como partido estatal, pero con esas cartas credenciales, la solicitud será denegada por obviedad.
Y en ese camino se encuentran, las pretensiones de Movimiento Civilista Independiente de Arturo Matiello Canales; Foro Democrático de Veracruz de Manuel Zamora Casal; Generando Bie-nestar 3 de Gerardo Buganza Salmerón y Democracia e Igualdad veracruzana de Rigoberto Romero Cortina, movimiento demasiado locales, sin presente y sin futuro.
Mientras que algunos desertores del PRI, que desde hace ya algunas elecciones se la juega en contra de su partido, decidieron salir del clóset y ya lograron cumplir con los requisitos del primer filtro de la Constitución Política del Estado de Veracruz, entre ellos: Democráticos Unidos por Veracruz de José Luis Arcos Jiménez; Unidad y Democracia, Ricardo Olivares Pineda; Vía Veracruzana de Amadeo Flores Villalba; Fuerza Veracruzana de José Caicero Hernández; Ganemos México la Confianza de Carlos García Méndez; Unión Veracruzana de la Sociedad de Alán Ruiz Aguilar y Alianza Generacional de Héctor Yunes Landa, aunque no se aprecia un futuro halagador, la sociedad está harta del partidismo y más de los pequeños que han demostrado como único objetivo servir a los grandes y al gobierno.

Panistas se resisten a dejar la nómina
En la Procuraduría del Medio Ambiente el ex titular Ricardo Colorado, el más gris procurador ambiental que se recuerda, orquestó denunciar despidos injustificado a 33 personas que fueron empleados de confianza, incluidos personajes muy cercanos y colaboradores que cobraban en la dependencia pero que en realidad atendían su tienda de abarrotes y renta de inflables en la colo-nia El Vergel.
Se trata de empleados que están bajo el régimen de contrato trimestral y que el último, se venció el pasado 30 de noviembre, además, que llegaron a través del mérito de las campañas del PAN en los dos años del gobierno anterior, son militantes activos que dicen controlar los votos en la comunidad de Vargas del municipio de Veracruz y que no comulgan con la ideología de izquier-da, pero que buscan quedarse en la nómina porque saben que será muy difícil que el PAN regrese al gobierno y más difícil que encuentren un empleo en la iniciativa privada porque no saben hacer más que campañas.
Entre los reclamadores se encuentran; Carlos Pérez Montes, Irving Andrés Alvarez, Cecilia Aurea Hernández Vidal, Alma Mireya García y Mayra Domínguez Alvarez, todos gozarán de 60 días de aguinaldo y 45 días de liquidación como lo establece la ley.
En realidad les irá muy bien si se toma en cuenta que formaron parte del equipo de Ricardo Colorado que no tuvo una sola acción de protección al medio ambiente, la única actividad fue el cierre del basurero de Xalapa que fue ordenado desde el Palacio de Gobierno como un revancha política y no precisamente como una acción por el mejoramiento ambiental.

[email protected]

Las opiniones expresadas por los columnistas son independientes y no reflejan necesariamente el punto de vista de esta página.



Te recomendamos


Comentarios