Search
martes 10 diciembre 2019
  • :
  • :

Se dice que

Gabriel García Esquivel.

Fidel, el regreso de un animal.

La mañana de este lunes el periodista Ciro Gómez anunció en cadena nacional, que Fidel Herrera es un animal político, un animal que regresaba, primero para defenderse de las acusaciones del actual gobierno del estado, y al mismo tiempo hacer política interna. Herrera Beltrán expuso que nunca formó parte, mucho menos su gobierno de fraude en el uso de medicamentos para niños con cáncer, sin embargo, si remarcó, sin dar su nombre que los señalamientos en su contra forman parte de una campaña de desprestigio del mismo de siempre en vísperas de un nuevo proceso electoral, situación que la ha generado por más de 30 años en el ejercicio de la actividad pública, refiriéndose al actual gobernador Miguel Ángel Yunes Linares. El ex gobernador dijo, que, a diferencia de su sucesor, Javier Duarte, el sí hizo las cosas bien, argumentando tener elementos para defenderse. Por lo que primero demostrará su inocencia, para posteriormente pedir la reparación del daño moral. Tras tres décadas de silencio a quien también han llamado desde Nauyaca, hasta jefe del cártel y los Z, este último sin confirmarse, mucho menos la existencia de denuncias, aunque siempre se ha señalado que existen expedientes.

Todo este lunes como si alguien se lo hubiera agendado el ex gobernador salió en el mayor número de medios nacionales, defendido su postura, dejando en claro que ni un señalamiento más en su contra sin sustento. Al final la presencia de Fidel para Miguel Ángel Yunes, y, viceversa, se convertirá en el mismo efecto de siempre, la   kryptonita, porque ambos son veneno, aprendido en la misma escuela, la del viejo PRI.

Ojalá que este nuevo enfrentamiento entre ambos políticos no deje las consecuencias de descarrilar nuestra entidad veracruzana, porque en medio de la crisis financiera, el alza de secuestros, y los miles de empleados de gobierno que han sido despedidos, la cuesta de enero, apenas reponiéndonos de los saqueos al comercio en ciudades como Tierra Blanca, la verdad, es que en nada nos ayuda, y si se convierte en un agravio más para los ciudadanos por parte de la clase política.

Yunes Linares insiste en que el gobierno federal se vio obligado a pedir la renuncia de Fidel Herrera por el escándalo de los medicamentos, mientras el advierte que no es así. Lo cierto es que el priista está llamando vía telefónica a todos los que trabajaron para él, e inclusive pidiendo una radiografía por cada municipio, en las vísperas de la designación de los candidatos a las presidencias municipales.

Fidel llega a Veracruz, cuando en reunión secreta la cúpula del PAN ha señalado que tiene probalidades de ganar por lo menos 105 de las 212 alcaldías en junio de este año, e inclusive recuperar bastiones como el del puerto de Veracruz.

Si Fidel llega a Veracruz, será porque tiene la autorización del gobierno federal, el consentimiento viene directamente desde los Pinos, a través de la Secretaría de Gobernación. Miguel Ángel Osorio, sabe que, ante la embestida mediática de casi todos los días de Miguel Ángel contra el PRI, desde el ex gobernador Javier Duarte, los Diputados Locales y Federales. Alguien tiene que parar esta masacre política y que hoy está repercutiendo en las preferencias electorales de cara a la elección del 2018.

Por ello Fidel Herrera no solo viene a la contención del PRI; también estará en los amarres para que en los municipios donde exista coalición PRI-Verde, sea posible retener el municipio e inclusive recuperarlo. La labor será titánica, pero si Fidel no lo logra, Yunes Linares, no solo será el vencedor, Herrera Beltrán sepultaría el proyecto político de uno de sus hijos, que aspira algún día en ser gobernador de la entidad, ya que hasta ahora, de diputado federal, Javier Herrera tiene la posibilidad de ser senador, por ello, el Partido Verde Ecologista será el nuevo y renovado hermano del PRI; en lo que se curan las heridas  de las elecciones del año pasado y terminan de ponerse de acuerdo los grupos políticos, empezando por saber quién se quedará al frente del PRI tras la salida de Amadeo Flores Espinosa, alias “El Tiburón” que ya no aguantó más arponazos de los pávidos  priistas que se quieren apoderar del partido, para desde ahí tratar de construir una candidatura en tiempo record. Cuando en el PAN, han definido que un Yunes será el de la estafeta.



Te recomendamos


Comentarios