Jonathan Paredes y su sueño olímpico para México

Ciudad de México.- Jonathan Paredes es uno de los deportistas mexicanos que han triunfado fuera del territorio nacional: ya fue campeón del mundo en 2017 y triple medallista mundial (Barcelona 2013, Kazán 2015 y Gwangju 2019). Uno de sus sueños es conseguir que los clavados de altura sean un deporte olímpico y ganar una presea para nuestro país.

“El siguiente gran paso en mi carrera podría ser que este deporte fuera olímpico, es por lo que se está peleando, luchando. Esta pandemia retrasó el proceso, pero la esperanza sigue ahí pendiente y creo que podemos llegar sin duda. Se habla de que París 2024 es muy probable, aunque sea que vayamos como deporte de exhibición y sino tendría que ser en Los Ángeles en 2028, lo cual me seguiría dando el suficiente margen para representar a México en estos Juegos Olímpicos y la verdad es que por eso me mantengo tan optimista, creo que vamos a llegar sin ninguna duda”, mencionó el originario de Tlalnepantla, Estado de México, en entrevista para Excélsior.

El acudir a unos Juegos Olímpicos sería el inicio del cierre de su carrera y conseguir una presea olímpica sería el ‘clímax total’.

Una medalla olímpica sería el clímax total. He logrado muy buenos resultados en todos estos años y eso sería lo mejor que me podría pasar. Creo que los clavados siempre han llamado la atención de la gente, es un deporte que no deja de ser espectacular. Creo que ver a gente saltando desde 27 metros, creo que le daría un poco de extra a los Juegos Olímpicos”, reitera.

El clavadista mexicano comenzó a los 15 años en hacer saltos en clavados de altura en espectáculos. Inició en la Feria de Chapultepec. Por la pausa en los deportes por la pandemia del coronavirus, volvió a sus raíces.

“Estoy trabajando en un parque de diversiones en Holanda en la ciudad de Sevenum, es muy cerca de Eindhoven y la verdad muy contento. Estoy haciendo estos shows y me da la libertad de seguir en mi deporte, no de manera totalmente profesional, pero sí lo suficiente para mantenerme en forma”, dijo desde Holanda.

EL RESPETO FUERA DE MÉXICO

El mexicano estuvo en la primera aparición oficial de los clavados de altura ante la Federación Internacional de Natación (FINA), en los Campeonatos Mundiales de Natación Barcelona 2013, donde consiguió le medalla de bronce. El ganarse el respeto fuera de México, admite que es difícil.

“Es muy complicado porque a veces como mexicanos no estamos contentos con nada. Si eres bueno porque eres bueno, si te va mal, pues eres el peor. Como deportista es muy difícil y lo veo siempre reflejado en los futbolistas que suelen jugar fuera del país, cuando eres el mejor toda la gente te idolatra y cuando empiezas a hacer algo mal, te acaban”, mencionó.

A lo largo de su carrera ha logrado canalizar de una forma diferente, donde su enfoque primero pasa por él.

“Siempre me he enfocado en hacer las cosas por mí, para mi bienestar, que sea una alegría personal y creo que eso al final de cuentas hará feliz a la gente porque si ellos me ven disfrutando lo que estoy haciendo y me ven dando buenos resultados, creo que eso también va a ser feliz a la gente. Lo he canalizado muy bien en enfocar que los logros sean muy personales”, dijo.

Indica que la vida da experiencia para afrontar diferentes cosas, vivencias y, estando fuera del país, lejos de su familia, lo ayuda a madurar.

“Quiero demostrarle a la gente, a los chicos o chicas nuevas que quieran venir a hacer este deporte, que sepan que no es fácil, que les va a costar, sentados en casa no va a caer el éxito del cielo, ni el dinero del cielo, ni una felicitación. Uno tiene que luchar bastante por eso”, señaló.

EL MIEDO TE MANTIENE ESTABLE

Jonathan Paredes señala que el miedo siempre está presente, pero trata de canalizar toda esa energía en concentrarse, en saber que todo va a estar bien, sin preocuparse en lo que está a su alrededor, aunque esté muriendo de miedo.

Uno de los saltos más locos que ha logrado fue en las cataratas de Victoria, Zambia, a 30 metros de altura.

“Definitivamente ha sido el salto más loco, el salto más bueno, bonito, la experiencia más increíble que he tenido en mi vida. Un lugar espectacular, una de las siete maravillas del mundo, lo hice al lado de un gran amigo y la leyenda del deporte, que es Orlando Duque, un viaje que recuerdo con mucho cariño y la experiencia honestamente es inolvidable. La experiencia la tendré para siempre”, rememora el clavadista, que también es aficionado a la lucha libre.

MENSAJE A LOS MEXICANOS

Antes del Grito de Independencia, Paredes pide cuidar a la gente adulta para evitar contagios de coronavirus.

“A pesar de que sea una fiesta muy grande para nuestro país y sé que morimos de ganas por celebrarlo, por convivir, por estar con nuestras familias, por cenar pozole, sea cual sea el motivo que nos orille a querer reunirnos o querer juntar mucha gente, les pediría que de verdad lo evitarán lo más posible, no es por evitar una reunión, es para evitar, sobre todo, nuestros abuelos, nuestros padres, que son los más vulnerables a esta pandemia no sufran porque, de momento, una celebración se disfruta mucho, pero después vienen los arrepentimientos y creo que es lo que nos queremos”, indicó.

 

 

MV/EGF